5 RAZONES POR LAS CUALES EMPIEZO LAS CLASES MÁS TARDE…

Ryan McGuire. Gratisography

No os asustéis, no pretendo hacer aquí ninguna reivindicación para alargar las vacaciones ni presentaros un plan para hacer “campana” en el instituto. Me refiero a lo que habitualmente llamamos “dar clase” o trabajar contenidos del área. Ya sé que algunos pensaréis que quizás es un poco tarde, pero es una propuesta-recurso que me ha funcionado mucho y  que quizás todavía estáis a tiempo para llevarla a cabo.

Desde hace unos años tengo la costumbre y el hábito de dedicar las primeras 5 o 7 sesiones del curso escolar a prescindir de los contenidos curriculares y dedicar esas horas a trabajar actividades de autoconocimiento, de educación emocional, de relación, de motivación, …

Pienso que es importante liberarnos de la presión del tiempo y de los contenidos, y dedicar un tiempo prudencial a preparar bien y sin prisas el inicio del curso. Debemos tener presente que vienen de unos días de calma, de inactividad, y como cualquier actividad requiere una buena puesta a punto del cuerpo, el cerebro y el alma; un buen calentamiento nos permitirá afrontar con garantías el curso que comenzamos.

Algunas de las actividades que les propongo son las siguientes:

– Un recibimiento y bienvenida donde aprovecho las dos primeras sesiones para explicarnos, formando un círculo, qué hemos hecho, cómo nos hemos sentido durante las vacaciones. Les propongo una reflexión sobre algo positivo y algo negativo que han vivido los últimos dos meses.

– La visualización de algún vídeo sobre educación o sobre la materia en cuestión, de los que se pueden encontrar en la red, con el fin de estimularlos y motivarlos en el inicio del curso.

– La realización de una dinámica-reflexión (escrita u oral) y puesta en común, sobrecómo se ven ellos por dentro, que esperan del curso que comienzan, y cómo se ven ellos mismos dentro de 10 años.

– Finalmente después de unas 5 sesiones es cuando por fin les expongo los objetivos del curso, los contenidos y la metodología, y los criterios de evaluación. A la vez queponemos a punto los ordenadores, el acceso a moodle, la creación de nuestro PLE, y los registros y contraseñas de aquellos programas y aplicaciones que utilizaremos a lo largo del curso.

¿Por qué razones lo hago?

  1. Conocimiento mutuo. Es el principio de una relación, y por tanto, es necesario, pienso, establecer unos vínculos y una comunicación que difícilmente se puede llevar a cabo explicando o trabajando contenidos curriculares. Me permite conocerlos mejor y que me conozcan a mí también, y crea un ambiente de confianza entre ellos.
  2. Permite diseñar y planificar mejor el curso. Con dos semanas te haces un idea de cómo son, y sobre todo de cuáles son las dinámicas personales y grupales, de manera que te permite rediseñar la programación, los objetivos, las actividades, …
  3. Es un espacio y un tiempo de distensiónque hace de puente entre los casi tres meses de descanso y vacaciones, y el curso que les espera. Se hace necesaria una reflexión sobre lo que han hecho, una mirada atrás, un calentamiento de motores para afrontar con ganas e ilusión el resto de curso.
  4. Se trabaja la educación emocional. Es un primer paso para tomar conciencia de sus emociones, reflexionan y verbalizan; mejoran la autoestima y se ven capaces de sacar adelante el proyecto de curso.
  5. Fomenta la motivación. A los alumnos se les rompen los esquemas cuando empiezo el curso así ya menudo aprovecho, entre dinámica y dinámica, para ir introduciendo algunos de los contenidos que se trabajarán posteriormente. Se generan unas expectativas que hace que afronten la materia y el curso de otra manera. Observas que la motivación y la predisposición al trabajo es otra.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *